Skip to Content

Con un poco de asistencia y adaptación, la mayoría de las personas que desarrollan pérdida de la visión son capaces de permanecer trabajando o aprender habilidades para obtener un empleo.

Lea las historias personales en esta sección para descubririr cómo los demás continúan trabajando.